TIPS Y CONSEJOS

  • Tips para seleccionar el vestido de novia
  • Tips para cuidar tu vestido de novia durante la sesión de fotos
  • Tips para cuidar tu vestido de novia durante la boda
  • Tips para guardar y mantener tu vestido

¡El vestido más importante de tu vida!…

Te damos algunos consejos para hacer la elección adecuada:

DECIDE EL ESTILO DE TU BODA
Es importante definir la hora, temporada del año y lugar de la boda para determinar el estilo de vestido que debes usar. Por ejemplo si tu boda es en mayo y a mediodía tu vestido podría ser sencillo, fresco y un poco más casual.

COMPRA CON TIEMPO
Por lo menos seis meses antes de tu boda hay que seleccionar el vestido. Puedes comenzar por ver revistas para conocer las tendencias de la moda y consultar páginas web como: www.dianadigiorno.com

ASISTE A LAS EXPOSICIONES
Esta es una buena oportunidad para conocer lo que te ofrecen las distintas boutiques de vestidos de novia y de aprender sobre las tendencias de la moda internacional.

COMPRA EN UNA TIENDA DE TRADICIÓN
Busca establecimientos de vestidos de novia con buena reputación y tradición pero sobre todo experiencia.

¿Quién no ha oído la pesadilla de algunas novias cuando tiendas irresponsables les quedan mal con sus vestidos? ¿Te imaginas, que horror?

Dile a la vendedora  el estilo de tu boda para que mejor te puedan ayudar a encontrar el vestido ideal, será necesario que les hagas saber algunos detalles como: el día y mes de tu boda, la hora, el lugar, el presupuesto con el que cuentas y sobretodo la idea de cómo lo quieres.

COMPRA EN HORARIOS QUE NO ESTÉN SATURADOS
Los fines de semana suelen estar demasiado llenas las boutiques, seria mejor hacer una cita un día entre semana y así recibirás una atención muy especial.

ELIMINA LA CONFUSIÓN
No te confundas con muchas opiniones y no acudas con demasiadas personas. Haz que te acompañen dos personas (pueden ser tu mamá, una hermana o una buena amiga) en quien confíes plenamente y puedas tomar en cuenta su opinión.

COLORES
Tu tono de piel te ayudará a decidir el color por ejemplo si eres de tez blanca, el color beige, ivory, off white, blanco con tonos rosas o almendrado te quedan; si tu tez es blanca rosada, un vestido de tonos cremosos; si tu piel es más bien amarilla, el blanco almendrado o el champaña y si tu tez es morena, cualquier tipo de blanco.

CONOCE TUS LÍMITES
Planea con tu familia o tu novio el presupuesto destinado a tu ajuar de novia y apégate a él. Seguramente un buen establecimiento tiene muchas opciones de calidad, a tu gusto y a tu presupuesto.

¿CUÁNDO COMPRAR?
Cuando encuentras el vestido de tus sueños, con un estilo que te encanta y a buen precio, puedes ya entonces dejar un anticipo, con esto aseguras el precio y tendrás tiempo para pagarlo.

PRUEBA
Cuando vayas a comprar tu vestido, recuerda que te lucirá mejor cuando te lo pruebes si llevas ropa interior adecuada, y el zapato que vayas a usar.

AJUSTE
Prácticamente todos los vestidos de novia, independientemente de la talla, requieren de pequeños ajustes. Asegúrate que la tienda a donde acudas y la marca de tu vestido permitan hacer este tipo de ajustes que te harán lucir más bella.

Toma en cuenta la comodidad una vez que tengas el vestido puesto, haz varios movimientos para ver cómo lo sientes.

QUE TE QUEDE PERFECTO
Normalmente una o dos pruebas son suficientes para ajustar tu vestido, es importante que estas pruebas sean lo más cercano a tu boda, para que sean elaborados con tu cuerpo como estés (muchas novias aumentan o disminuyen de talla) Los ajustes normales no te los deben de cobrar, aunque hay algunos negocios que si los cobran. El vestido debe quedarte perfecto y tú debes de sentirte una reina en él.
¡Felicidades y suerte en tu búsqueda!

EL VESTIDO DE ACUERDO A TU PERSONALIDAD

¿CÓMO ES TU PERSONALIDAD?
Sin duda, la elección de tu vestido de novia es una de las decisiones más importantes de tu boda (¡después de escoger a la pareja, desde luego!). El vestido debe poder reflejar tu personalidad, debes poder decir “esa soy yo”.

No existen vestidos buenos o malos, simplemente trata de buscar el que te describa mejor. Para ello te damos una serie de consejos que te podrán ayudar a tomar esta importante decisión:

¿ERES SEXY?
Puedes escoger un vestido recto, ajustado a tu cuerpo y con escotes profundos al frente y en la espalda. Puedes también elegir un corte tipo sirena que se ciñe a tu cuerpo hasta las rodillas, de donde adquiere amplitud la falda.

¿ERES ORIGINAL?
Busca un modelo que tenga cintas bordadas, pespuntes de colores en los remates y costuras de la falda y escote, o uno con flores de tela en tonos pálidos como beige, off-white, ivory o champaña, o colores fuertes como azul, verde, amarillo y rosa.

¿ERES CLÁSICA?
Busca un vestido con corte princesa de falda amplia con mangas o sin mangas, dependiendo tu boda. Puedes elegir también un vestido con corset y la falda en línea ‘A’, lo que marcará mucho más tu cintura. Sólo recuerda que si tienes los brazos gruesos no es conveniente que uses este tipo de vestido con tirantes.

¿ERES ROMÁNTICA?
Usa un vestido que tenga cintas en la espalda de algún tono pastel, utilizar encajes o un vestido de mangas trompeta.

¿CUÁL ES EL ESCOTE QUE MÁS TE QUEDA?

El escote que elijas puede volverte sexy, coqueta, romántica o seria, pero además debe darle una mejor apariencia a tu figura.

Son varios los detalles que debes tomar en cuenta para decidirte por tal o cual vestido y uno de los más importantes es el escote. La ventaja es que existen muchos estilos para escoger y sobre todo, para cada necesidad, por ejemplo, hay diseños que aumentan o reducen un busto grande o una espalda ancha.

STRAPLESS
Es para hombros bien formados y finos y brazos delgados. Generalmente se usa en vestidos de línea A o rectos pero puede llevarse también con vestidos corte princesa. El escote puede terminar en pico, en forma de corazón o ser redondo.

HALTER
Se abrocha en la parte posterior del cuello dejando al descubierto la espalda, los hombros y los brazos. Es muy sexy y lucidor para una boda de día. Ayuda a disimular un busto demasiado grande. Toma en cuenta que debes tener la piel de la espalda y brazos bien cuidados.

CUADRADO
El escote cuadrado o francés tiene una forma rectangular y va ajustado al busto. Favorece a las novias con poca cintura y caderas anchas ya que atrae la atención al busto, sin importar su tamaño. Van súper con los vestidos corte imperio. Si tienes pancita o una figura con pocas curvas, éste es el escote indicado.

REDONDO
Se utiliza mucho por ser discreto, cómodo, favorecedor y juvenil. Es una curva muy cerrada que puede llegar hasta el principio del busto o ligeramente más arriba. Se puede combinar con cualquier tipo de manga y corte.

EN PICO
La ventaja de la terminación en pico es que estiliza mucho cualquier parte del cuerpo. Este escote puede o no (tú decides) dejar descubierto parte de los hombros. Una de sus virtudes es que estiliza o hace ver más delgado un cuello ancho y corto. Destaca las curvas de un busto prominente y hombros bien delineados.

DE HOMBROS CAÍDOS
Cae sobre los hombros y deja al descubierto la parte superior del pecho y el cuello. Es muy sexy y elegante. Se sujeta a los hombros con tiras elásticas o se mantiene en forma rígida; el problema es que suele ser bastante incómodo e impide el movimiento natural de los brazos. Durante las pruebas procura alzar los brazos, bailar, abrazar y moverte lo más que puedas, para ver si no te resulta incómodo llevarlo.

CORAZÓN
El más romántico de todos los escotes es el de corazón. Comienza algunos centímetros sobre los hombros y termina en un corazón muy marcado cerca de la línea del busto. Queda prohibido para mujeres bajitas, de formas muy redondeadas y de cuello corto.

CUELLO ALTO
Sobrio, elegante e ideal para otoño o invierno. Llega hasta la parte más alta del cuello, ya sea con tela, aplicaciones de encaje, hilos o pedrería. Se debe usar con el cabello recogido y sin más accesorios que unos aretes pequeños.

BARCO
Es discreto, minimalista y elegante. Se puso de moda de manera repentina y no se ha querido ir. Forma una línea recta de hombro a hombro que va por delante y por detrás del vestido que llega cerca del cuello. Ayuda a equilibrar la figura.

ILUSIÓN
Debe su nombre a la malla transparente que cubre el escote: red ilusión. Este escote que se convirtió desde hace algunos años en un estilo favorito entre las novias. Generalmente es amplio y profundo. Lleva una capa de malla, tul, organza, encaje o red ilusión cubriendo pecho y parte del cuello. Es recomendado para mujeres de cuello alto y delgado, hombros estrechos y rostro afilado.

CUELLO CISNE
Cuello alto, sin escote.

CUELLO DE PICO
Escote en forma de corazón

ESCOTE FRANCÉS
Cuello cuadrado y ajustado

ESCOTE PRINCESA
Escote abierto por delante y por detrás lleva una especie de solapa

TU VESTIDO Y TU FIGURA
Además de tu estilo y tu gusto, es importante que selecciones tu vestido de acuerdo a tu físico. No todos los vestidos les quedan bien a todas las figuras. A continuación te damos una serie de consejos de expertos diseñadores que vale la pena toarr en cuenta.

SI ERES BAJITA

  • Si mides menos de 1.60 m de estatura debes usar modelos muy sencillos.
  • Evita las hombreras, las mangas abultadas, y usa las mangas largas ceñidas a los brazos, o cortas que ayuden a estilizar tu figura.
  • La cauda o cola de preferencia debe de ser corta.

SI ERES ALTA

  • Si eres alta y delgada puedes lucir casi cualquier tipo de vestido, siempre y cuando no te haga parecer demasiado espigada y sin formas.
  • Lo ideal son los escotes pronunciados y las mangas onduladas.
  • Si eres demasiado alta y de complexión robusta un vestido sencillo, sin bordados, de líneas simples para estilizar tu figura. Evita las hombreras, los tirantes cruzados, las faldas con mucho vuelo y los tablones amplios.

SI TIENES CADERA ANCHA
Si tienes cintura pequeña debes optar por los bordados en el talle y las faldas lisas con vuelo. Si no eres acinturada, un vestido corte imperio con falda de caída lánguida te ayudará. Un corset envarillado con falda amplia lisa esconde la cadera ancha.

SI TIENES POCA CINTURA
El corte imperio es lo mejor para ti. Un corset envarillado cumple la función de acinturar. Si tienes el talle corto la falda de tu vestido debe comenzar unos centímetros abajo de la cintura.

SI TIENES HOMBROS ANGOSTOS
Si tienes hombros angostos, poco busto y cadera ancha, equilibras poniendo todos los detalles en la parte superior del vestido, con corsets envarillados, adornos en los hombros, mangas voluminosas y escote de preferencia en ‘V’ o de hombros caídos. Si tienes una espalda muy bien cuidada, lúcela con un buen escote.

SI TIENES ESPALDA ANCHA
Selecciona un vestido de falda amplia, mangas muy sencillas.

SI TIENES CADERA ESTRECHA
Lo mejor son los detalles horizontales en el vestido para dar volumen, el talle con pliegues, y las faldas en línea ‘A’ o con vuelos para dar forma.

SI TIENES POCO BUSTO
El cuello halter es muy favorecedor. Los detalles, drapeados, aplicaciones, bordados y brillos deben colocarse en el talle para dar volumen.

SI TIENES BUSTO GRANDE
Evita los escotes pronunciados. Los escotes en ‘V’ dan profundidad y disimulan el busto grande. El corte princesa es el indicado. Compra un vestido que centre los detalles en la falda y deje el talle liso.

SI TIENES MUCHAS CURVAS
Si tienes busto y caderas amplias, además de cintura bien definida, te quedan los vestidos muy ceñidos que resalten tu cuerpo bien proporcionado.

TIPOS DE TELAS
Indudablemente la materia prima con la que se hará el vestido es muy importante ya que el diseño del vestido depende en gran medida la textura y calidad de la tela. Personalmente les sugiero a las novias que en su vestido no escatimen ya que aunque parezca irónico y solo se use unas cuantas horas hay que recordar que este evento es algo único en la vida de una mujer y que todas las miradas de la gente estarán alrededor de ella y si de veras quiere lucir como una reina, es necesario escoger materiales de buena calidad.

Dentro de los buenos materiales para confeccionar un vestido de novia se encuentran telas como el raso francés o italiano pasando por los encajes europeos y las sedas inglesas, hindúes o italianas. A su vez se preguntarán cual es la diferencia entre un vestido hecho de seda y otro hecho de raso, los vestidos confeccionados en raso tienen más caída porque las telas son más gruesas y a diferencia de la seda, tienen una textura más fresca y ligera dándole a su vez un sensual toque rústico.

BROCADOS:
Tejido de seda con bordado en relieve de hilos de metal o de seda más brillante, formando dibujos de flores, animales o figuras geométricas. Hay brocados que mezclan en distintos porcentajes el rayón, la viscosa y el algodón, de ahí su textura y grosor.

CHARMEAU
Satén de seda con una trama gruesa o doble trama. De excelente caída.

CREPE
Tela lisa, con caída, que puede ser de seda natural, lana suave o incluso poliéster. Es suave al tacto y tiene un lindo brillo natural.

DAMASCO
Tejido de seda, algodón o lana, que combina hilos formando un rico estampado en relieve. Los corsets y faldas amplias quedan muy bien con este tipo de tela.

DUPION DE SEDA
Seda natural con textura y brillo; al ser seda salvaje se arruga, sin embargo ahí radica su elegancia.

ENCAJE
Tejido formado por hilos de seda, algodón, lino, oro o plata, torcidos o trenzados, de mallas, lazados o calados con motivos diversos. Hay distintos tipos de encaje: el finísimo chantilly, espeso como el de guipure o valenciennes, con cintas, y con aplicaciones de pedrería, perlas o cristal.

FALLA
Tela con textura firme y mucho cuerpo y caída, con trama rugosa en seda y rayón. Es muy fresca

GASA O MUSELINA
Tejido fino y transparente hecho de seda tejida muy suelta, en la que algunos hilos forman ondulaciones.

GAZAR
Seda natural tipo Panamá. Es muy fina, pero a la vez tiene caída perfecta para una falda muy larga con cauda. Hay de diferentes grosores, aunque la textura es siempre suave al tacto.

GEORGETTE
Tejido fino y leve de seda natural que admite bordados de diferentes dibujos.

GUIPURE
Encaje espeso, grueso y consistente. Hay, entre otros guipure italiano y guipure de algodón.

MIKADO
Seda natural gruesa con textura ligeramente granulada.

MOARE
Tejido de textura fuerte al tacto con dibujo que forma ondas.

ORGANDI
Tejido de algodón muy fino, translúcido y algo más rígido que la gasa. También es posible encontrarlo en seda natural.

ORGANZA
Entramado de hilos finos de seda que forman una delicada textura. Se le pueden bordar figuras, principalmente flores. Algunas tienen calado. Esta tela se puede utilizar para talle y mangas, ya sea de manga corta o larga. La organza satinada es de seda espesa, muy tupida. También hay organza en mikado y rica organza bordada.

RASO O SATEN
En otros tiempos era un tejido de seda con acabado brillante; ahora se suele elaborar a base de acetato para lograr el raso cristal tan usado en vestidos de novia. Tiene cuerpo y mucho brillo. También lo hay satinado o mate, y es bastante accesible.

SEDA
Tejido milenario de origen chino, extraído de los capullos de los gusanos de seda. Existen muchas variaciones: la llamada seda artificial, natural, salvaje rústica. Tiene gran cuerpo.

SHANTUNG
Seda virgen con textura y brillo. Su parecido con la seda salvaje lo hace único, pero es más económico.

SHIFON
Tejido de textura muy suave; generalmente de seda, algodón, rayón o terciopelo. Le da un caída muy rica a los vestidos lánguidos o en capas.

TAFETAN
Tela de seda lisa, delgada y muy tupida. Excelente para faldas en línea ‘A’.

TUL
Tejido muy fino y etéreo hecho de seda, de algodón o de fibra artificial. Es el tejido de los velos de la novia y las faldas vaporosas por excelencias.
Tipos de Encajes

CHANTILLY
Red fina con dibujos florales.

GUIPUR
Encaje grueso bordado sobre tul.

MACRAMÉ
Encaje grueso de algodón.

SUTACHE
Encaje con relieve con cordoncillo de seda.

VENECIANO
Encaje de cordón grueso con diversos diseños

Para toda novias la sesión de fotos antes de la boda es muy importante; son los futuros recuerdos para la posteridad. Sin embargo, una preocupación constante y comprensible es el riesgo de que su vestido de novia se ensucie antes de llegar a la ceremonia.

Para evitar esto, les compartimos algunas ideas que pueden ser útiles.

  • No te angusties, ya que tu cara reflejará esa preocupación en las fotos.
  • Aplica el perfume a tu cuerpo, no al vestido de novia.
  • Al ponerte tu vestido de novia, de ser posible, que sea de abajo hacia arriba, para evitar manchas de maquillaje, labial y/o desodorante.
  • Al subirte al automóvil que te llevará a las fotos, antes de cerrar la puerta confirma que toda la cauda del vestido este ya dentro del mismo, con frecuencia parte de la cauda es mordida por la puerta y se ensucia de grasa.

Probablemente ninguna otra prenda que adquieras te generará tanta emoción como tu vestido de novia.

PONTE EL VESTIDO DE NOVIA POCAS VECES ANTES DE LA BODA
Una vez que hayas hecho tu elección, te sugerimos probártelo las menos veces posibles y conservar el secreto del diseño y forma lo más que puedas pues es lindo generar la expectativa de cómo lucirá. Además, el probarlo pocas veces lo conservará más limpio y se arrugará menos.

QUITA ETIQUETAS O LISTONES
Remueve todas las etiquetas del vestido. Aunque no lo creas, hay novias que por error se llevan su vestido al altar con el precio bajo la axila. Si crees necesario corta el par de listones que el vestido tiene para sostenerse en el gancho ya que es probable que aunque tu intentes ocultarlos se descubran durante la fiesta.

USA CORRECTAMENTE LA CAUDA DE TU VESTIDO DE NOVIA
Conoce y comprende el sistema para elevar, esconder o remover la cauda pues es muy feo que termines llenado de alfileres de seguridad un vestido tan delicado y fino. Elige antes de la boda a la persona que se encargará de hacer que tu vestido en todo momento luzca hermoso y asegúrate de que comprenda como manejar tu cauda.

PLANCHADO Y GUARDADO
El planchado de tu vestido debe ser a vapor, es decir con un solo vaporizado queda, el talle no se debe vaporizar, solo es la falda o cuerpo del vestido.

El vestido deberá esta colgado en un lugar alto para que no arrastre y se maltrate la parte de abajo. Es importante guardarlo en una funda de forma vertical antes de tu boda, para que se mantenga impecable y sin arrugas.

LO QUE DEBES HACER ANTES DE PONERTE EL VESTIDO DE NOVIA
En el día de tu boda aplica el perfume a tu cuerpo antes de ponerte el vestido de novia. Algo similar debe suceder con el desodorante, debes aplicarlo a tu piel, dejarlo secar antes de ponerte el vestido. Este no es un día para pintarte el pelo. No es buena idea que una vez vestida te pintes o retoques las uñas. Tampoco debes beber algo diferente a agua antes de la celebración pues puede suceder algún accidente.

VIAJAR EN EL AUTO
Cuando te subas al auto que te llevará al lugar de la ceremonia es importante que mires que tu vestido no quede atrapado con la puerta, debes de viajar de ser posible tú sola en el asiento de atrás para evitar que el vestido se arrugue.

EL PROTOCOLO DEL VELO Y TU CAUDA
Si has decidido entrar con el velo puesto, no olvides velarte antes de bajarte del auto y evita en la manera que sea posible los besos y abrazos antes de la ceremonia pues pueden manchar tu vestido y lastimar tu peinado.

Durante la fiesta elige un lugar privado para subir la cauda o remover el velo. Nunca lo hagas frente a tus invitados.

DIVIÉRTETE Y CUIDA TU VESTIDO DE NOVIA
Por más feliz que estés no rompas o lastimes tu vestido innecesariamente, tu eres la estrella del día y debes de actuar con distinción y elegancia.

Después de la boda, seguramente querrás guardar y cuidar tu vestido. Es un recuerdo inolvidable y quién sabe, en un futuro, una hija tuya lo podría volver a usar…

Si tiene manchas comunes de barro en el ruedo, llévalo a la tintorería antes de un mes de haber pasado la boda.

Si tiene manchas de vino tinto u otras más serias, llévalo lo antes posible la tintorería. Si dejas pasar mucho tiempo, las manchas se oxidan, y en consecuencia ya no sería un proceso de limpieza común, sino de restauración de la pieza.

A la hora de seleccionar la tintorería, toma en cuenta que el personal evalúe la tela y el cuidado de tu vestido de bodas. Cada tipo de tela, requiere un cuidado diferente y especializado. Busca una tintorería que tenga experiencia en el lavado de vestidos delicados, y pide referencia antes.  Recuerda que hay manchas invisibles, como las de transpiración, azúcar y champaña, que si no se lavan por completo, aparecen tiempo después.

Después de la limpieza, debes guardarlo en una caja y envolverlo en un papel especial libre de ácido, para que se mantenga en perfecto estado.  La caja debes guardarla en un lugar que no contenga humedad.

El resultado de todos estos cuidados, es que años después, tu vestido de novia lucirá tan impecable como lo estuvo en tu gran día.